29 de abr. de 2012

MMXII - VII


Al final siempre
perdura el olvido,
no hay memoria.

Ningún comentario: